Potenciar nuestro descanso, una idea necesaria para los españoles

Cualquier cosa que compremos para tratar de mejorar cualquier cuestión que tenga que ver con nuestra salud no merece ser considerada como un gasto. Nosotros, al igual que posiblemente muchos de vosotros, preferimos hablar de inversión. Y es la salud la partida en la que más debemos invertir a lo largo de nuestra vida. Claro, una persona pensará, con razón, que la salud es una cuestión que engloba una gran cantidad de cosas. Nosotros, en los párrafos que siguen, os vamos a hablar de uno de los asuntos que más relación guardan con la salud del ser humano, que no es otro que el descanso. 

La verdad es que este es uno de los aspectos más beneficiosos para las personas, pero casualmente es también uno de los grandes afectados cuando necesitamos tiempo para realizar nuevas actividades en nuestra vida. Casi todo corre a cargo del descanso: el empezar a trabajar, el tiempo que dedicamos a la práctica deportiva o el tiempo que empleamos en un nuevo hobby, aunque se trate de algo tan positivo como leer o escribir. El caso es que siempre condenamos el descanso a todas esas cuestiones. 

Una noticia que fue publicada en el portal web Redacción Médica en marzo de 2016 indicaba que más de la mitad de los españoles, además de dormir poco, duerme mal. Y, además, aproximadamente un 30% acude al médico. Se trata de un problema mucho más grave de lo que todos solemos pensar. ¿El por qué? Es un compendio de cosas: mucha gente lo atribuye a las preocupaciones del día a día: el trabajo o diversos problemas personales. Nosotros vamos a añadir otro factor más a la lista: el colchón, que es un factor diferencial a la hora de garantizar el descanso de la gente. 

Fijaos en un dato que nos proporciona un diario como lo es el Heraldo. Nos dice que, de media, son 25 años los que pasamos durmiendo a lo largo de nuestra vida. Teniendo este caso en cuenta, lo cierto es que tenemos que hacer todo lo posible por conseguir que nuestro colchón sea cómodo y nos garantice el mayor descanso posible. De lo contrario, nuestra calidad en el sueño será pésima y, encima, tendremos que lidiar con todos los problemas que tiene el día a día con la fatiga y el cansancio que implica el no descansar bien. 

La calidad en el descanso es un asunto al que no hemos prestado demasiada atención en este país en las últimas décadas. Pero eso tiene que cambiar y, en efecto, así está sucediendo. Nos lo han comentado los profesionales de Liquistocks, dedicados a la provisión de lotes de productos diversos al por mayor y que últimamente han experimentado un repunte de los pedidos de colchones que reciben. Lo que está claro es que esto tiene una relación directa con lo que tiene que ver con la atención que le pone la gente al descanso, que va creciendo poquito a poquito y que todavía tiene un margen de mejora bastante considerable. 

Fundamental entre el público infantil

Lo que os estamos comentando es de utilidad para todas las clases y tipos de personas. Pero vamos a incidir en un grupo de población que realmente necesita descansar, que no es otro que el de los niños. Teniendo en cuenta que los niños se encuentran en la etapa de su vida en la que se van forjando como personas y profesionales, es de vital importancia que asuman todas las funciones que lleva asociadas esta tarea con la mayor cantidad de horas de descanso posible, además de con un colchón que les garantice la calidad del descanso. 

Por desgracia, no en todos los casos es así. Existe la necesidad en España de que las familias apuesten por colchones de calidad y de que se aumente el número de horas de descanso entre todos los grupos de población. De lo contrario, nos enfrentaremos a la crudeza de la vida diaria con una dosis de fuerza inferior a la que podemos tener si descansamos de manera correcta, algo que desde luego es recomendable para todo tipo de públicos. Desde luego, lo que está claro es que apostar por nuestro descanso es hacerlo también por nuestra salud. 

Si seguimos los consejos que os hemos planteado aquí y que además están avalados por médicos de todas las ramas de la salud, estamos convencidos de que más pronto que tarde empezaremos a tener constancia de mejoras en todo lo que tiene que ver con la salud de las personas que componen nuestro país. España es en la actualidad uno de los peores en este asunto en lo que respecta a Europa y hay que poner toda la carne en el asador para que estos datos no sigan formando parte de nuestro día a día. Sería un mal indicador acerca de la calidad de vida de nuestros compatriotas.

Tenemos mucho que mejorar en materia de salud dental en España

Son muchos, por desgracia, los lugares del mundo en los que el cuidado de la salud dental no es precisamente el mejor. Es evidente que existen zonas del planeta en las que se dan más condiciones para cumplir con este asunto que en otras. Desde luego, este es un problema sanitario de calado puesto que, de no tratarse como tal, se puede perpetuar en el tiempo y provocar que sigan siendo millones y millones de personas las que tengan problemas dentales de diversa consideración. Y eso es algo que no nos podemos permitir. 

Un par de cosas están claras: por una parte, hay que tener en cuenta que, si no consideramos a la salud dental cuando hablamos de salud, en general, no vamos a tratar de la misma manera este tipo de problemas. Por otra parte, es importante destacar que, si no reconocemos que tenemos un problema, difícilmente le vamos a poder poner una solución que de verdad tenga una repercusión positiva para todas aquellas personas que necesiten de un especialista en salud dental. Teniendo este par de cuestiones en cuenta, no cabe la menor duda de que nuestras posibilidades de mejorar en lo que a salud bucal se refiere suben de una manera exponencial. 

Según una noticia que fue publicada en el portal web de la SEPA, España es el peor país de Europa en lo que tiene que ver con la salud bucodental. La verdad es que esto no es nada bueno en lo que tiene que ver con la imagen de nuestro país en el extranjero, tan buena para unas cosas pero tan mejorable en otras. La verdad es que esto debe servirnos para tener bien presente que son muchas las cosas que debemos mejorar y para ser conscientes de que la relajación es un aspecto que tenemos que olvidar en materia dental. 

Una noticia que vio la luz en el portal web de Gaceta Dental informaba de que las desigualdades en lo que tiene que ver con los países ricos y los pobres han crecido en los últimos años de una manera bastante considerable. Este es un problema de bastante calado en un momento como en el que nos encontramos puesto que uno de los aspectos más importantes de la sanidad mundial, el de la salud dental, sabemos que no está al alcance de todo el mundo. 

Disponer de un sistema sanitario dental de calidad es algo de lo que no todos los países pueden presumir. En España tenemos a varios de los mejores profesionales del mundo en este campo, algo de lo que tenemos que congratularnos sin ninguna duda. Sin embargo, seguimos siendo uno de los países en los que más descuidada está la salud dental de la gente. Desde la Clínica Dental Gaudí nos han comentado que, aunque los datos en este sentido han mejorado en los últimos tiempos, lo cierto es que todavía queda mucho trabajo por hacer. 

La verdad es que, tarde o temprano, la gente terminará dándose cuenta de los problemas que vienen asociados a disponer de una mala salud dental. Y es que este tipo de problemas es bastante molesto. Un dolor de muelas no solo nos puede amargar un día, sino que lo puede hacer durante varios días. Y es que no cabe la menor duda de que enfrentarse a un problema de este tipo es algo que nos puede afectar de una manera directa en lo que a nuestra calidad de vida. Es algo de lo que parece que solo nos damos cuenta cuando nos pasa algo en la boca que nos hace cambiar de opinión de manera instantánea. 

Problemas para gente de todas las edades 

Una de las cuestiones que nos hace pensar que este es un problema endémico de la sociedad española es el hecho de que hay personas de todas las edades que sufren problemas como de los que os estamos hablando. Lo cierto es que este no es un buen indicador y que hay que operar en todos los campos y en dirección a las personas de todas las edades para conseguir mejoras sustanciales para nuestra salud bucodental. Si no es así, la verdad es que vamos a seguir arrastrando un problema que es habitual en España y que seguirá generando una gran cantidad de dolores y molestias a las personas de nuestro país. 

Tenemos que mejorar en lo que tiene que ver con la salud dental. Es un objetivo que nos tenemos que poner y que tenemos que cumplir sí o sí para evolucionar como sociedad. Una sociedad que no se cuida a sí misma es una sociedad que presenta graves riesgos y es precisamente esta situación la que tenemos que evitar a toda costa. Tenemos buenos mimbres, buenos profesionales que nos pueden ayudar a alcanzar esos objetivos. Solo con nuestra voluntad bastará para encarrilar el camino. De lo demás se encargarán los grandes dentistas que tiene este país.