Volvamos a la actividad, con precaución

Llega un momento en la vida en el que tienes que plantearte ciertas cosas y yo creo que ahora mismo hemos llegado a un punto en el que toda la sociedad tiene que plantearse la posibilidad de convivir con el virus de las narices que nos está destrozando el 2020 o confinarse definitivamente en casa hasta que encuentren la vacuna y empiecen a suministrarla dentro de un año, o dos. Yo creo que, como en todo, en el equilibrio está la respuesta correcta.

Esa frase es aplicable a mi opinión sobre casi todos los temas que podemos tratar en este mundo, y digo casi todos porque siempre hay alguno con el que no cabe posibilidad de tolerancia y en ese caso no hay grises, así de simple. Hablo, por supuesto, de temas como la violencia de género, la homofobia, xenofobia y otras cosas con las que no hay que tener “comprensión” porque, simplemente, no son comprensibles. No es comprensible que alguien pegue a su mujer, o la maltrate verbalmente, del mismo modo en el que no es comprensible que alguien sea discriminado, maltratado, vejado e incluso asesinado por razón de su género, procedencia u orientación sexual (entre otras cosas). Pero la realidad es que, en el resto de situaciones, casi siempre se puede comprender la posición de cada uno, basta con ponerse en la piel de esa persona aunque haya muchos que no sepan qué es la empatía.

Debido a ello es que yo sea de las que piensa que, de forma generalizada, siempre se puede encontrar un gris entre el negro y el blanco en casi todo, es decir, un equilibrio, como en la fuerza de “Star Wars” y los Jedi.

Ahora mismo pensar en confinar a todo el país de nuevo no es posible, más que nada porque la economía se hundiría de tal manera que costaría décadas volver a recomponer el país, pero tampoco podemos hacer como si no pasara nada y saltarnos a la torera todas las recomendaciones de sanidad.

Personalmente he pasado muchos meses en los que mi ocio y mi actividad al aire libre se había reducido drásticamente. Después del confinamiento, cuando entramos en las fases de desescalada, yo prefería seguir confinada en casa con mi familia. De hecho, hasta la fase 3 no empezamos a salir más a menudo a la calle y a tomar el aire.

Después pasé varios meses en los que paseábamos e íbamos a zonas poco transitadas para cruzarnos con la menor gente posible, y por supuesto, no nos sentamos en terrazas ni entramos a restaurantes.

Ahora me he dado cuenta de que las cosas no van a cambiar en un plazo de tiempo corto. Probablemente, aunque tengan la vacuna preparada para empezar a suministrarla a todo el mundo a mediados de 2021, la realidad es que no van a tener producción suficiente como para vacunar a toda la sociedad en un mes, o dos, así que hablamos ya de entrar en el 2022 y, con suerte, conseguir esa vacuna de forma generalizada. Eso implica que a lo que ya llevamos, hay que añadirle muchos meses más, y ni yo ni mi familia estamos capacitados, mentalmente, para seguir encerrados en casa a sol y a sombra.

Por eso creo que hay que buscar un equilibrio en el que el riesgo sea el menor posible pero donde todos empecemos a aceptar ese riesgo, así que nos hemos propuesto seguir nuestra rutina de paseos por áreas poco concurridas, evitar centros comerciales e ir a comprar al supermercado una vez a la semana, como mucho, pero al mismo tiempo vamos a abrir la veda a otras cosas como quedar con amistades en zonas al aire libre e incluso ir a cenar con algunas de ellas a su casa, o que vengan a la nuestra. También queremos ver la posibilidad de hacer algo de turismo, ya sea en el puente del pilar o en el puente de la constitución, pero antes de que acabe el año, y por supuesto cruzar los dedos para que nadie se contagie.

No podemos vivir encerrados en una burbuja, básicamente porque eso no es vida, así que debemos asumir los riesgos que hacer ciertas actividades conlleva, pero siempre intentando ser precavidos y siguiendo los consejos de sanidad como llevar la mascarila, intentar mantener la distancia de seguridad con otras personas que no forman parte del núcleo familiar y cosas similares.

Ahora bien, ¿dónde podemos ir de vacaciones sin acabar en un área con demasiado confluencia de personas? Pues como muchos otros ya han pensado, nosotros vamos a optar por casas rurales.

Opciones a la vista

Podríamos ir prácticamente a cualquier punto del mapa ya que, en España, se puede encontrar alojamiento rural en casi todas las localidades, por eso hemos ido dando pros y contras de diferentes destinos y nos hemos decantado por tres, dependiendo de si al final nos vamos ya en diciembre o si lo hacemos antes de que haga demasiado frío.

Cortijo El Sapillo: una casa rural ubicada en Albacete, en el término municipal de Nerpio. Se trata de una finca preciosa que se encuentra en un entorno rural perfecto para hacer deportes de montaña y ese es el  motivo por el que es una de nuestras principales opciones. Si nos vamos a hacer esa pequeña escapada antes de que el frío empiece a hacer mella, la idea es poder disfrutar de esta época del año en la que no hace mucho calor tampoco, para poder practicar senderismo y otras actividades similares.

En esta casa rural, de hecho, ya proponen en su web ciertas actividades como espeleología, senderismo, tirolina, rutas en 4×4, paseos en bicicleta y pesca deportiva.

Cueva del bosque: otra opción a tener en cuenta si decidimos irnos antes del temido frío invernal pues se encuentra ubicada en la localidad de Cabrales, Asturias, y sería una localización perfecta para hacer este tipo de actividades en el norte de España. Obviamente podríamos practicar senderismo, subir con el funicular de Bulnes a ver los paisajes de la zona, visitar la cueva del Quesu y otras actividades de aventura porque en esta zona hay muchísimas cosas que poder hacer.

Camping Boneta: por regla general no pondría en esta lista un camping puesto que las instalaciones son compartidas y ahora mismo prefiero evitar todo este tipo de sitios, sin embargo, el Camping Boneta en Barruera tiene alojamientos tipo cabañas y bungalows familiares y las instalaciones no serían muy frecuentadas pos nuestra familia pues hablamos, básicamente, de un bar y poco más. Muchos os preguntaréis entonces ¿qué atractivo puede tener ese camping? Y la respuesta es sencilla, el entorno. Hablamos de casitas de madera ubicadas en la Vall de Boí, en el pirineo catalán. Si optamos por este alojamiento es porque al final se nos ha ido la fecha y hacemos la escapada con el frío bien entrado pues ya que vamos tan al norte lo ideal sería poder disfrutar de la nieve y esquiar en familia.

Todo está aún en el aire pues dependemos un poco de cómo evolucione la pandemia y de lo que sea viable hacer o no, pero cualquiera de estos tres alojamientos nos parecerían perfectos para lo que tenemos pensado como escapada familiar.

Ahora bien, con vistas de guardar ese equilibrio del que hablaba en un principio, tenemos que ser precavidos pues la situación actual en Madrid es caótica y hay otras ciudades en las que el virus también está causando estragos. Nosotros, en la Comunidad Valenciana, por ahora nos libramos, así como los lugares donde hemos elegido alojamientos. Asturias, junto a la Comunidad Valenciana, tiene la incidencia más baja actualmente (aunque todo puede cambiar de la noche a la mañana). El pirineo catalán, a pesar de que en Barcelona los números también sean altos, está prácticamente libre de Covid19 y en Nerpio, aunque hay incidencia, no es nada comparado con otras ciudades.

Al final, si de cara al frío el virus se hace más fuerte como algunos expertos piensan, lo más normal es que la cosa se complique haya que pensarse mucho eso de salir de viaje, pero yo he prometido a mi familia que si la cosa no se descontrola nos iremos, porque nos lo merecemos y porque no podemos estar encerrados hasta 2022. De hecho, a partir de ahora, esa será nuestra tónica de vida: mientras el puñetero virus lo permita haremos vida normal, con precauciones por supuesto, pero vida normal. Y es que si seguimos así, vamos a acabar con problemas de salud de muchos tipos, desde la falta de la vitamina D por falta de sol, hasta problemas de sedentarismo por falta de actividad y, por supuesto, problemas psicológicos por la falta de sociabilidad con otras personas y en entornos diferentes.

Un fin de semana de relax en Salamanca

Cuando alguien habla de relax, parece que solo se imagina una semana en la playa. O 15 días yéndose a un viaje de placer al Caribe, de esos de pulsera en la muñeca y todo incluido. Pues es un error. Muchas veces los mejores viajes de placer y de relax los tenemos bien cerca. En mi caso, a menos de 150 kilómetros. En concreto en Salamanca  y sus alrededores. Hoy queremos proponeros un fin de semana relajante en la que llaman la ciudad de los estudiantes. ¿la conoces?

Tiene una población de 144 436 habitantes empadronados. Aunque es cierto que son muchos más ya que son muchos los estudiantes que allí residen. Su área funcional estable alcanza los 203 999 ciudadanos, lo que la convierte en la tercera más poblada de la comunidad, tras la de Valladolid y la de León.

Qué visitar en Salamanca

No puedes dejar de ver la Plaza Mayor. Es de estilo barroco, diseñada por los arquitectos Alberto y Nicolás Churriguera, es el más importante de los espacios públicos y corazón de la ciudad. Además, Salamanca tiene dos catedrales, la vieja, del siglo XII y de estilo románico, y la nueva, mucho más grande, iniciada en el siglo XVI en estilo gótico y concluida en el siglo XVIII. El lugar donde se juntan ambas es conocido como Patio Chico y es uno de los rincones con más encanto de la ciudad.

Comer en Salamanca

Y lo mejor de todo es que todo esto lo puedes acompañar de una excelente gastronomía. Salamanca tiene una gran variedad de alimentos y de platos. Además, si te vas de cañas y de vinos te vas a encontrar con un montón de bares que te ponen tapa gratis. Y si no es gratis, lo que serán son raciones de las grandes. Eso sí, no te puedes ir de Salamanca sin comer un hornazo. Se trata de una empanada rellena. Dependiendo de la localidad, el relleno puede variar, pero en Salamanca se centra en productos cárnicos. De esta manera, el relleno del Hornazo Salmantino está compuesto por lomo, jamón y chorizo, pudiendo llevar también huevo duro.

Y ahora que conoces más sobre esta ciudad, te contamos un plan que puedes realizar para relajarte durante el fin de semana. Es tan fácil como visitar la Casa Imperial Salamanca. Se trata de un espacio con un diseño exquisito, donde la comodidad, sofisticación y elegancia de sus estancias la hacen única y diferente, en un entorno de lujo, de paz y tranquilidad. Todo ello se encuentra emplazado en el municipio de Cabrerizos, a escasos cinco kilómetros de la capital.

El lugar perfecto para desconectar de todo. Cabrerizos está situado a orillas del río Tormes, al lado de Salamanca. Linda por el sur con Santa Marta de Tormes, Pelabravo y Calvarrasa de Abajo, por el este con Aldealengua, por el norte con Moriscos, Castellanos de Moriscos y Villares de la Reina y por el oeste con Salamanca.   Está situado a cierta altura porque años atrás cuando había inundaciones todo lo que estaba alrededor del río se cubría con agua y producía destrozos. por eso al estar en altura el agua no llegaba al pueblo en esos momentos de inundación.

Tienes que prepárate porque vas a ver lugares preciosos. Por algo es que los últimos 15 años la población ha aumentado en más de un 100% su población, siendo el quinto municipio de la provincia que más ha crecido en esos años. Esto se debe, especialmente, a su cercanía a la capital provincial, lo que provoca que sea lugar de alojamiento de trabajadores y turistas de Salamanca. Ahora bien, no te preocupes por los agobios, porque aquí vas a poder poner el botón de OFF.

En mi caso elegí la habitación Rubi. Una suite de lujo ideal para soñar y con grandes vistas hacia la naturaleza. Está completamente equipada y cuenta con recibidor, baño independiente, bañera de hidromasaje, sala de estar y un gran vestidor. La verdad es que lo recuerdo como una de las mejores escapadas rurales que hemos hecho con mi pareja.

Pero si recomendamos este lugar es porque además de relajarte con el paisaje es que puedes realizarte tratamientos de belleza y de relajación. Aquí te ofrece tratamientos personalizados, para que consigas mejorar tu belleza exterior e interior. Y es que si no estamos sanos por dentro, raramente lo podemos estar por fuera.

Ahora ya conoces un truco para desconectar de todo durante los fines de semana. Es solo cuestión de mirar el calendario y encontrar ese hueco perfecto para el finde de relax.

Los disfraces, una tendencia para Halloween a pesar del coronavirus

Estamos en una situación en la que todo nos parece extraño y en la que nos hemos tenido que adaptar a todo lo nuevo que nos ha deparado el coronavirus. Hemos pasado un verano atípico y que, desde luego, no ha sido ni de lejos como todos los demás. Hemos estado sometidos a demasiadas restricciones y, como consecuencia, todas y cada una de nuestras actividades de ocio se han visto limitadas de alguna manera. Nadie se ha quedado al margen de esto. Y es que el virus no ha hecho ningún tipo de distinciones entre las personas. 

Ahora, entramos en una época en la que también muchas cosas nos van a resultar atípicas. El otoño es la época del año en la que más puentes hay. Este año, sin ir más lejos, tenemos el del Pilar, que se unirá al de Todos Los Santos, al de la Almudena en Madrid o al de la Constitución. Son muchas personas las que tendrán que someterse a las limitaciones que fijen las autoridades sanitarias con el fin de controlar la expansión del virus. Pero lo que está claro es que el otoño es la época del año de Halloween, una festividad cada vez más popular en España. 

Disfrutar de Halloween es una de las cuestiones que también parece que va a ser más difícil de cara a este verano. No tiene pinta de que la situación mejore de cara al 31 de octubre, por lo que tendremos que pasar una noche terrorífica que también resultará extraña. Aún así, mantener la tradición es una de las cuestiones que ni siquiera tenemos que poner en duda: hay que apostar por mantenerla, aunque sea desde casa. Continuar disfrazándonos es algo que es vital para mantener la normalidad en la medida de lo que podamos. 

Una noticia que fue publicada en la página web del diario La Información indicaba cómo son los disfraces más habituales en lo que tiene que ver con una festividad como lo es Halloween. Lo que se apunta es que es muy habitual, por ejemplo, el disfraz de vampiro, especialmente entre los hombres. La verdad es que es uno de los más tradicionales y no cabe la menor duda de que, por muchos años que pasen, van a seguir manteniéndose las ventas de este tipo de disfraces. Y es que pocas cosas hay que den más miedo que estas. 

Otra noticia, en este caso publicada en el portal web Muy Interesante, hablaba acerca de la psicología que hay detrás del uso de disfraces de corte tétrico para Halloween. Lo que apunta al artículo es que la gente suele sentirse mucho más segura cuando se disfraza de esta manera. y lo cierto es que es algo que se repite en hombres, mujeres, niños más pequeños, más mayores… y todo tipo de personas en general. Este es uno de los secretos mejor guardados que explican por qué Halloween ha sido capaz de llamar tanto la atención entre todo tipo de personas no solo en España, sino en todo el mundo.

Una de las preguntas del momento será, a buen seguro, cómo vamos a celebrar la próxima festividad de Halloween. Es evidente que las circunstancias en las que nos movemos hacen imposible que vaya a ser una celebración como la de todos los años, pero de lo que estamos seguros es que las ganas de disfrazarse y de celebrar de alguna manera la llegada de la noche del 31 de octubre no van a faltar. Es lo que indican desde Disfrazarte Shop. Sus profesionales nos han dicho hace apenas unos días que son muchas las personas que se han interesado por alguna prenda en concreto últimamente.

Una buena manera de mantener alta la moral

Está claro que tenemos que conservar alta la moral de alguna manera. Son momentos en los que no nos podemos hundir, en los que hay que resistir de la mejor manera posible. Y celebrar Halloween, aunque sea de un modo un tanto especial, es una de las posibilidades que tenemos para ello. No nos queda la menor duda de que, por ejemplo, para los niños esta va a ser una idea fantástica para no debilitarse psicológicamente, algo muy fácil teniendo en cuenta el entorno en el que nos movemos ahora.

Ni que decir tiene que la responsabilidad y el mantenimiento de todas las medidas de seguridad es algo de obligado cumplimiento de cara a este Halloween tan extraño. Pero eso no nos impide que nos disfracemos. Mantener el espíritu terrorífico para Halloween es algo en lo que seguro que muchas de las personas que estáis leyendo estas líneas estáis pensando y estamos convencidos de que, con un disfraz, conseguiréis combatir todos esos malos pensamientos que os vienen rodeando en lo que llevamos de 2020. 

Vacaciones en la casa del sol naciente

El turismo rural se presenta como la mejor alternativa para pasar las vacaciones de 2020, posibilitando que los pueblos se reivindiquen, cobren vida, que adquieran el protagonismo que no siempre han tenido. Esta es su gran oportunidad. Y también lo es para ti, que siempre has volado lejos, conociendo lugares y horizontes a miles de kilómetros… Sin pensar siquiera todas las bellezas que te estabas perdiendo. Volver al turismo rural es poner un granito de arena para que no se mueran nuestros pueblos.

Los pueblos están teniendo ahora su oportunidad, después de décadas aislados y despoblados cuentan hoy con más posibilidades, precisamente porque en estos momentos buscamos la no masificación, el aislamiento, la naturaleza, el aire libre y limpio, poder disfrutar con nuestra familia o un grupo limitado y muy escogido de amigos de unas pequeñas, -o grandes, por qué no- vacaciones.

Las zonas rurales deben salir reforzadas de una crisis sanitaria como la que estamos viviendo, que puede suponer un punto de inflexión en la forma de concebir el turismo a nivel de todo el territorio nacional. En los pequeños municipios alejados de los puntos más poblados e industrializados, tienen ahora una oportunidad única para volver a vivir sus tradiciones, conectar con su patrimonio cultural, con los paisajes y la riqueza de sus entornos, que muchas veces les han hecho acreedores de ser reserva protegida de la biosfera, por el tesoro que esconden sus bosques y fauna, y que se debe preservar. El turismo rural ofrece todo esto, un plus en calidad de vida y en espacios abiertos y naturales que le permiten afrontar este momento especial de la historia que estamos viviendo con más seguridad y garantías que otro tipo de establecimientos o lugares vacacionales, que si bien están trabajando con toda eficacia en implantar los protocolos establecidos, no cuentan en cambio con un entorno exterior libre de masificaciones como las casas rurales.

Ese alojamiento rural que te has propuesto este verano

Este es un verano un poco especial y diferente a todos los que hemos vivido desde que tenemos recuerdos, una tendencia que ni nos habíamos imaginado porque era como la opción alternativa que siempre estaba ahí, sin problemas, y con muchísima oferta. Las cosas han cambiado, y la búsqueda de un lugar de vacaciones poco concurrido, al que se llega en vehículo particular, en plena naturaleza, con posibilidades culturales y de logística cercanas, se ha convertido en la novedad que nadie esperaba. Y la demanda no cesa de crecer.

El 70% de los españoles planea para este verano pasar las vacaciones en entornos rurales de interior, y el 52% ha visto frenados sus planes de salir al  extranjero y sí en cambio viajar por su propio país.

Pero hay que tener en cuenta los rebrotes, el segundo escenario previsto y real en la actualidad, que condicionan los desplazamientos de los ciudadanos después del confinamiento, y esta situación hace que la realidad del turismo, en cualquier emplazamiento y destino turístico, sea muy distinta de la de los últimos años. Se aconseja huir de zonas muy concurridas, las playas más visitadas están siendo acotadas por zonas con aforos controlados y con cita previa. Así, estas zonas costeras más populares y las ciudades europeas más visitadas, se están quedando fuera de las elecciones de los clientes este verano.

Además, el sector logístico está abriendo los caminos que conectan el campo con todos los bienes necesarios para mantener los alojamientos rurales, con todos los servicios y prestaciones que los clientes puedan necesitar. La situación incierta de los meses que se avecinan hacen que este subsector se posicione como uno de los preferidos para el descanso a corto y medio plazo.

Las zonas rurales han tenido mucho menos impacto directo de la pandemia, por lo cual es posible el alquiler de una casa para uso exclusivo, llegando en nuestro propio vehículo, sin tener un contacto directo con otras personas desconocidas, apenas. Incluso se puede contar con una empresa de transportes para que nos lleve el equipaje y que se deposite en una oficina de Correos, o en una consigna del propio alojamiento si dispone de ella. Es muy importante que estos pequeños establecimientos cuenten con distribuidores fiables, puesto que, independientemente de las bellezas y el encanto del lugar, si faltan equipamientos, consumibles, bebidas o alimentos, los clientes no van a volver.

Dónde encontrar una casa rural con encanto

Hemos podido comprobar en la web de la plataforma  Ruralzoom toda la oferta turística que tienen, cuentan con un buscador de alojamientos, casas rurales, restaurantes y actividades de ocio y aventura. Esto posibilita que, desde una única plataforma, puedas organizarte y reservar todas tus opciones de ocio de manera sencilla, además, te facilitan el contacto con los propietarios de negocios turísticos, para que puedas acordar directamente con ellos algunos aspectos de tu estancia, y personalices tu escapada con aquéllos planes que más se adapten a ti. Cercanía y autenticidad son las dos palabras que definen Ruralzoom, lo que les posiciona como una de las empresas preferidas a la hora de buscar un alojamiento rural.

Las grandes posibilidades de los destinos poco concurridos

El turismo rural tiene muchas alternativas extras que ofrecer a los viajeros, y la primera ventaja es el rechazo que siente la mayoría de la población a las zonas concurridas, actualmente. Los pueblos son zonas casi despobladas, en muchos casos, a los que podemos llegar en nuestro propio vehículo, son zonas verdes y limpias, no hay contaminación, siendo todos estos motivos que dan tranquilidad al viajero. La gente más joven, entre los 20 y 30 años, está comenzando a descubrir este nuevo tipo de turismo, que les hace conectar con lo auténtico, con la Naturaleza en estado puro. La seguridad sanitaria que permiten estos alojamientos es una de las ventajas que más atraen a los clientes, si bien este punto es una de sus mayores preocupaciones a la hora de salir de casa. Estos entornos más seguros deben contar con los elementos de protección indispensables –geles, guantes, mascarillas- así como con los certificados que garanticen a los viajeros una estancia saludable en un escenario como el actual.

Sicilia, el destino deseado para el viaje de fin de curso

Poco a poco las clases se han ido acabando, los nervios de los exámenes de fin de curso se han ido pasando según se iban entregando esos exámenes, los profesores ya casi se van despidiendo… el curso académico va llegando a su fin, ya solo nos queda esperar las calificaciones con sus correspondientes caras de tristeza o alegría, dependiendo de cómo hayan sido… y, por supuesto, el gran viaje de fin de curso. Ese esperado viaje por el que los compañeros tantas tardes nos hemos reunido, entre otras cosas para debatir cuál sería el destino que escogeríamos, unos preferían sol y playa, otros un viaje para conocer y disfrutar una ciudad, una parte especial de algún país interesante… y al final, la gran mayoría se inclinó por compaginar ambas modalidades, siendo el resultado un destino sorprendente y encantador, la hermosa isla de Sicilia.  

Una vez decidido el destino, rápidamente comenzó la planificación del viaje, fechas, vuelos, reserva de hotel… todo ello lo hicimos a través de internet, gracias a que la inmensa mayoría de los hoteles disponen de páginas web y plataformas que facilitan las reservas. En este sentido, la aparición de HotelUp ha supuesto para muchos establecimientos un gran paso adelante y es que la externalización de servicios especializados en E-commerce para hoteles independientes, apartamentos turísticos, casas rurales o pequeñas cadenas hoteleras, ha sido sin duda una gran revolución que incorpora un motor de reservas, un mejor posicionamiento en buscadores, una imagen corporativa atractiva, etc. 

Quizá fuese el marketing, las ofertas o los servicios, pero al final el viaje se hizo a Sicilia, un lugar que es un todo en medio del mediterráneo, tiene un excelente clima, playas preciosas, una gran historia, templos griegos, una exquisita gastronomía, cultura popular, naturaleza, una ciudad caótica… e incluso un gran volcán en activo, el Etna. ¿Se puede pedir más?, desde luego que no, pero vayamos por partes. La llegada al aeropuerto de Palermo, nos dio pie para conocer esta encantadora y anárquica ciudad, con un tráfico de vehículos que solamente los sicilianos son capaces de entender. Esta ciudad fue un importante cruce de culturas, por lo que sus monumentos son un fiel reflejo de los avatares de la historia. Así no podemos dejar de visitar:

  • La Catedral. Se inicia su construcción en el año 1184 en el lugar donde se asentaba una mezquita musulmana. Debido a las añadiduras y restauraciones que ha sufrido a lo largo de los siglos presenta una mezcla de estilos, que le aportan un gran carácter. En el año 2015 fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.  
  • Palacio de los Normandos o Palacio Real. Construido hacia 1130, con un estilo árabe-normando-bizantino, fue sede de los reyes de Sicilia y actualmente alberga la sede del Parlamento Siciliano. En su interior se halla la Capilla Palatina. Forma parte del Patrimonio de la Humanidad. 
  • Plaza Quattro Canti. Esta plaza octagonal y de estilo barroco se construyó en 1620, está situada en el cruce de dos calles principales de Palermo. La conforman cuatro palacios, de cuatro alturas, con fachadas similares y curvas. Cada fachada contiene una fuente con estatuas que representan las cuatro estaciones, las estatuas de cuatro reyes españoles y las de las cuatro patronas de Sicilia.

En la localidad de Agrigento, se halla el Valle de los Templos. Una ciudad esplendorosa fundada en el 580 a.C. y que hoy es un recinto arqueológico formado por más de diez templos griegos, todos de estilo dórico, y otras construcciones. Según cuentan los investigadores es el mejor conservado del mundo. Declarado Patrimonio de la Humanidad, el estado de conservación de sus templos varía de unos a otros. Dominando el recinto y el valle se halla el Templo de Juno, dedicado al dios Juno, que data del año 450 a.C. y que conserva varias filas de columnas. El Templo de la Concordia, levantado entre el 450 y el 400 a.C., y considerado como uno de los mejor conservados del mundo. El Templo de Hércules, del 510 a.C. y por lo tanto el más antiguo de este valle. Además de los templos se conservan varios santuarios, una necrópolis, parte de los muros que protegían la ciudad y los jardines de Kolymbrethra, uno de los más antiguos de la humanidad, pues hay constancia de ellos en el siglo I a.C. 

La gastronomía siciliana

La gastronomía siciliana se incluye dentro de la dieta mediterránea, su situación geográfica y su clima condiciona parte de su alimentación. Al ser una isla en sus platos nunca faltará el pescado, al igual que el aceite, los piñones, la fruta, la verdura, las hierbas aromáticas y por supuesto la pasta. Platos típicos de su mesa son la “parmigiana siciliana”, “pasta con sardinas”, “pasta alla norma”, “los arancini”, “cannoli”, etc. 

El turismo rural gana la batalla

Este año hemos vivido los meses más extraños de nuestra vida, y probablemente los más terroríficos para algunas familias también. La crisis del coronavirus nos ha mantenido en casa encerrados, sin poder salir a tomar el aire y pasando el tiempo como cada cual mejor podía, sin poder visitar a familiares ni amigos y viendo cómo las calles de las ciudades se vaciaban totalmente dando paso a un paisaje desolador. Hay que reconocer que esto le ha venido muy bien a la naturaleza pues durante estos meses la polución ha caído drásticamente y eso siempre es positivo pero, lógicamente, habría estado mucho mejor conseguir esa caída de otros modos.

Ahora, que todo empieza a volver a la normalidad, o a esa nueva normalidad de la que todo el mundo habla, los ciudadanos queremos estar en la calle, en contacto con otras personas y en contacto con la naturaleza, por eso son muchos los expertos que piensan que el turismo se va a reactivar muy pronto. Y es que solo con el turismo nacional que se espera en las diferentes ciudades es muy posible que se reactive notablemente la situación económica pero aún más si tenemos en cuenta que el presidente del Gobierno ya ha anunciado que en Julio las medidas de cuarentena impuestas a los visitantes extranjeros serán eliminadas y, por lo tanto, la posibilidad de que ingleses, alemanes, franceses y otros europeos quieran tomar un avión para visitar nuestras playas se hace cada vez más patente.

Ahora bien, parece que este año no todo va a ser playas. Tras un análisis llevado a cabo en muchos medios de comunicación preguntando a la sociedad a través de redes sociales y a pie de calle, se ve una cierta tendencia del turista nacional de huir de las abarrotadas playas, al menos hasta ahora, para veranear en pueblos y alojamientos rurales, unos espacios más tranquilos y con menos aglomeraciones.

Algunos expertos aseguran que esta tendencia demuestra que el español aún tiene cierto respeto hacia el virus, lo cual es lógico, y prefiere veranear lejos de las multitudes. Otros aseguran que esta tendencia solo responde a una cuestión económica pues el turismo rural, a no ser que sea de lujo, tiende a ser más barato que el turismo de playa en grandes resorts o apartamentos con vistas al mar. Sea como sea, parece que este año hay ciertos sectores que van a  estar de enhorabuena.

Alquiler de caravanas

Las caravas y autocaravanas van a ser uno de los alojamientos más deseados este verano. Muchísimos españoles están viendo en la posibilidad de llevar su casa a cuestas durante sus vacaciones el modo perfecto para poder vivir al aire libre, desconectando de las urbes y aislándose de los bullicios. En Caravanas Cruz ya están recibiendo llamadas y emails solicitando información e incluso reservando ya ciertos modelos de autocarava para este próximo agosto. Según los responsables de esta conocida empresa del levante, lo que se avecinaba como una crisis en el sector parece estar remontando a pasos de gigantes, la esperanza que tienen es que esto se mantenga y no sea un espejismo momentáneo.

No obstante, son muchos los expertos que auguran un 2020 de recuperación económica, al menos en el segundo y cuarto trimestre, pero una nueva caída en 2021. Y es que muchas familias van a ver recortados sus ingresos el próximo año y ese ímpetu con el que todos vamos a salir del confinamiento este verano va a dejar paso a la cama y al pensarse las cosas dos veces antes de hacerlas, sobre todo si cuestan dinero.

Los Campings

Otro sector que parece estar en pleno auge es el del camping, y en todos los sentidos. Por un lado encontramos las tiendas especializadas y grandes superficies, tipo Dechatlon, que están teniendo que aumentar el volumen de sus existencias de productos en almacenes debido a la alta demanda que se prevé este año. Y es que son muchos los que, a pesar de no haber hecho camping con anterioridad, se están planteando adquirir lo básico (tienda de campaña, colchones hinchables, sacos de dormir, cocinas portátiles, mesas y sillas de playa, etc.) para poder empezar a disfrutar de este hobby en sus próximas vacaciones.

Camping Boneta, situado al norte de España, en Vall de Boi (Lleida), asegura estar teniendo reservas tanto para julio como para agosto, aunque parece que la palma se la lleva septiembre, un mes que otros años no ha sido tan bueno y que este se prevé espectacular en cuanto a ocupación se refiere.

No obstante, Camping Boneta está especializado en alojamientos tipo bungalow y apartamento de montaña debido a la situación del camping y a la climatología del área pero los campings con parcelas para instalación de tiendas de campaña también están comprobando como este año van a hacer lleno con una salvedad: Junio. El primer mes del trío del verano (junio, julio y agosto) no va a ser tan bueno como otros años debido a que ya se sabe que seguiremos en desescalada y, por lo tanto, con limitaciones en cuanto a aforo, tal vez por eso septiembre parece estar convirtiéndose en el tercer mes por antonomasia para las vacaciones este verano e incluso hay quien cree que octubre también será muy bueno.

Alojamientos rurales

Y por último la joya de la corona, los alojamientos rurales. El turismo rural ya venía pegando fuerte desde hace varios años, se había puesto de moda, pero parece que este 2020, igual que los campings y el alquiler de autocaravanas, van a ser los alojamientos más demandados de la temporada.

Tanto la casa rural en Albacete Cortijo El Sapillo, como la casa rural en Cabrales, Asturias, La Cueva´l Bosque, dos alojamientos con los que hemos tenido oportunidad de hablar, aseguran estar teniendo peticiones de información tanto para reservar este verano como en otoño. Nos confirman que para el puente del Pilar van a tener todo lleno, y de cara al puente de la Cosntinución, en diciembre, creen que ocurrirá lo mismo.

Este año, las ganas de vacaciones, de salir al aire libre y disfrutar de la naturaleza van a ser mayores que otros años y por eso no nos basta con los meses más estivales del año, también queremos disfrutar en octubre, noviembre y diciembre, sobre todo en áreas de España donde el frío no causa tantos estragos como en el norte del país, aunque hay quien prefiere ese frío para tener la posibilidad de ver una bonita estampa nevada.

Sea como sea, este año todo lo rural va a estar de moda así que si tienes pensado alquilar una casita o hacer algo de camping te recomendamos que no te demores demasiado en hacer la reserva o es posible que acabes sin nada que podres reservar.

Consejos para una buena despedida de soltero

Las despedidas de soltero son ya una tradición que no ha hecho sino aumentar en estos últimos años. No hay que dejar nada al azar, pues como aseguran Hot Despedidas, por no ser prevenidos, les llegan muchos posibles clientes con poco tiempo y con las ideas no demasiado claras sobre el tipo de despedida que quieren llevar a cabo. Vamos a daros una serie de ideas y consejos para solucionar todo esto:

Planificación con el debido tiempo

El planearlo con tiempo es necesario, pues vamos a poder disfrutar de mejores precios, además todos los años hay cambios en los precios. Además las amistades pueden despedirse mucho mejor. Se garantiza además el que habrá disponibilidad de lo que se quiera contratar.

Con cuanto menos tiempo se celebre, costará menor cantidad de dinero. Por debajo coste que la quieras hacer, a ello se le deberá sumar el regalo de la boda, el traje, vestido o el dinero que se entregue a los novios. Si se reserva con tiempo no nos van a doler tanto los gastos según se acerque el día de la boda.

Conocer el gusto del novio o la novia

Está claro que hay que saber algo de la persona a la que se va a sorprender. Muchas veces se contratan boys y chicas y el protagonista de la despedida pasa un mal rato. Esto no debe ser así, hay que saber qué es lo que más puede gustar al protagonista y actuar con algo que realmente le haga ilusión.

Conocer a todos los amigos y amigas de los novios

Esto es algo complicado, por lo que hay que saber cuáles van a ir. En el caso de que sea difícil, lo mejor será acercarse al domicilio de los novios y preguntárselo directamente, pidiendo teléfono, correo o lo que sea necesario para poder contactar.

Involucrarse, pero no pierdas demasiado tiempo

El organizar una despedida puede llevarte mucho tiempo. En algunos casos también vas a tener que encargarte del alquiler de la sala, preparar la cena, comprar las decoraciones, contrataciones varias.

Una buena opción es la contratación de una agencia de despedidas que merezca la pena, te ahorras tiempo y si sabes elegir bien hasta dinero.

La despedida de soltera para que se lleve a cabo debe ser objeto de decisiones

Una vez se encuentra la mejor opción, debemos de estar contentos. En el caso de que tengas varias alternativas, lo mejor es optar por tres o cuatro y de esas, someterlas a votación mediante chat, whatsApp o el canal por el que te decidas. Votad y el que más guste será el elegido. Es la mejor manera y así la opción más  consensuada será la ganadora.

La señal es fundamental

Es bueno proponer una fecha próxima para quedar. En el caso de que la despedida se haya decidido, la agencia o el sitio te va a pedir un dinero de señal de tal forma que se garantice la asistencia.

Burocracia para todo el mundo

Una vez se tiene el dinero para la reserva y contamos con todo, lo mejor es llamar a la gencia y confirmar la reserva, siempre las personas exactas y clarificar los detalles.

Los detalles importan

En ese día de la despedida hay que pensar muy bien todos los detalles, esto es cosa vuestra, claro, o de la agencia en el caso de que les hayáis comentando algo en especial.

Disfruta de esa jornada como uno más

Aunque haya que repasar algunos de los puntos y estar atento a los horarios y servicios que se hayan contraten, hay que también disfrutar del buen trabajo hecho y de lo bien que lo pasaréis todos.

Seguro que después de estos consejos tienes claro por donde hay que andar a la hora de organizar una despedida. Está claro que no solo hay un camino, puedes organizarlo por ti mismo o recurrir a una agencia.

Lo realmente importante es que responda a los gustos de quien se casa y también a su grupo de amigos, que por lo general no debería ser diferente.

Hay gente que opina que es mucho mejor hacer una sorpresa al novio o la novia y no decirle nada, pero hay veces que esto no sale tan bien como gustaría. Ahora te toca decidir a ti. Nuestro consejo es que lo habléis bien los que queráis organizar la fiesta y sacar las ideas claras, pues de lo contrario va a ser un mareo de opiniones y de opciones que lo único que causará serán pérdidas de tiempo y de dinero.

Lugares en los que las aglomeraciones no sean constantes, idóneos para este verano

Una pandemia como a la que estamos haciendo frente durante los últimos tres meses es capaz de cambiar la percepción de todo lo que conocíamos hasta la fecha. Creemos que todos y cada uno de nosotros y nosotras nos hemos ido dando cuenta de ello a medida que han pasado los días durante esta crisis a la que no hemos podido escapar de ninguna de las maneras. La realidad que nos rodea se ha transformado en cuestión de días y lo que está claro es que tenemos que adaptarnos a un mundo en el que ya nada es como lo conocíamos.

En los párrafos que aquí siguen vamos a hablar especialmente de lo que engloba a la crisis económica que ha venido inmediatamente después que la sanitaria. A nadie le sorprende el hecho de que la pandemia ha puesto en riesgo miles y miles de puestos de trabajo en todo el país y que ese es ahora el principal problema al que nos estamos enfrentando para desafiar la realidad en la que nos movemos. España, en efecto, no ha hecho nada más que salir de una crisis para meterse en otra que, además, parece incluso peor que la anterior.

España, un país que es claramente de servicios y que tiene al turismo como principal valedor desde el punto de vista económico, ha visto cómo su industria turística se ha desplomado. Todo apunta a que no será un buen año para el turismo, como nos podíamos imaginar. Y ese es un problema bastante grande para las empresas españolas que trabajan dentro de ese sector. Muchas de ellas pueden verse obligadas a cerrar. Y es que la dimensión de la pandemia es todavía desconocida en muchas de sus vertientes. Eso es lo que más nos asusta.

Echemos un vistazo a dos de las noticias que se han publicado en los últimos meses acerca del turismo para que veamos cómo las previsiones han sido cada vez peores:

  • Por una parte, hemos visto cómo el diario La Vanguardia publicaba en el mes de marzo una noticia que indicaba que el turismo de nuestro país podía perder hasta un 25% de facturación como consecuencia del coronavirus. Todavía estábamos al inicio de la pandemia y la verdad es que quedaba mucho margen para que las cosas empeoraran, como finalmente ha terminado sucediendo.
  • En el mes de abril, una noticia que fue publicada en la página web de El País indicaba que el turismo nacional ya se enfrentaba al peor año de su historia, algo que pone de manifiesto lo enorme que es esta crisis sanitaria y económica que vamos a tardar mucho pero que mucho tiempo en olvidar. Y es que familias enteras de españoles han decidido, ya sea por el hecho de tener que recuperar horas en el trabajo durante el verano o por miedo, no viajar durante los meses de este verano. Eso, lógicamente, tiene unas consecuencias devastadoras para el turismo de índole nacional.

El COVID-19 ha puesto en un brete al turismo nacional. Este curso, no podrá haber aglomeraciones y la gente se cuidará mucho de acercase demasiado a desconocidos. Eso, para las zonas en las que las aglomeraciones son constantes en verano, es un problema. Pero también hay lugares en España que, siendo costeros, no presentan este tipo de problemas. Denia, por ejemplo, es una localidad que dista mucho de ser tan agobiante como Benidorm o Torrevieja y ese puede ser un aspecto positivo de cara a este verano. Los trabajadores y trabajadoras de Romer Playa, una entidad dedicada al alquiler de apartamentos turísticos en la localidad, nos han comentado que esa es su gran baza para salvar la temporada de verano.

Cuidar del turismo nacional, clave para salir de la crisis

Si no queremos que el turismo nacional se desplome, tenemos que tener claro que tenemos que ser los propios ciudadanos españoles los que tiremos del carro. Por eso, se ha despertado una sensibilidad muy grande con los hoteles de nuestro país y hay toda una campaña montada para el apoyo del sector hotelero español. Por eso, para nuestra economía este año será mejor que visitéis Denia a que os vayáis a Roma o a Berlín. Tiempo habrá para todo pero, por el momento, mejor apoyar a los nuestros.

Teniendo en cuenta la importancia que tiene el turismo para nuestro país, ese sería el primer paso para que la economía española vaya mejorando con el paso de las semanas. Revitalizar el sector más potente de nuestra economía es vital para que poco a poco se vayan revitalizando los demás. Pero si todos crecen y el turismo no, estaremos cojos de una pierna. Y eso siempre dará lugar a una cantidad enorme de problemas. Por eso, el mensaje ha de ser claro: ¡apoya a la industria turística española!

Cómo elegir un buen hotel en vacaciones

En ocasiones es bueno tomarse un descanso de la vida diaria que esté lejos de donde vivimos, lo que es un formidable momento para elegir un hotel adecuado. El tomarse vacaciones en temporada baja, es posible que sea una buena opción, entre las que destaca el precio más módico y poder estar más tranquilo. Pero vamos a ver muchas más cosas en este artículo.

Está claro que cuando tenemos que elegir un hotel u otro llegan las complicaciones, porque hay muchas variables, lo que puede suponer la diferencia entre un buen o un mal viaje.

Cuando llega el momento de elegir el hotel, es donde muchos se complican porque no saben cómo encontrar el lugar que cumpla las expectativas, de lo contrario puede arruinar el viaje. Si queremos que esto no ocurra, como dicen desde el Hotel Boria, lo más recomendable es que se fijen una serie de puntos en los que nos tengamos que fijar los usuarios para encontrar un establecimiento que pueda colmar nuestras expectativas.

Categoría

Fundamental fijarse en las estrellas que tenga el hotel, tanto ellas como las otras certificaciones las otorga el Servicio Nacional de Turismo. En el caso de querer un sitio donde estemos seguros, solo tienes que mirar los que puedan tener un nivel adecuado en cuanto a la atención y a las comodidades, por lo que siempre habrá que fijarse en los que tienen cuatro estrellas o más. A pesar de eso, en España también podemos encontrar hoteles de tres estrellas también a buen nivel.

Instalación

Debe hacerse una labor de investigación para saber si hay lugares de ocio cercanos, los cuales pueden ir desde los salones de juego, para hacer deporte, restaurantes o centros comerciales en el caso de que el hotel esté lejos del centro urbano.

No podemos olvidar que es fundamental conocer el año de construcción del edificio y si tiene todas las normas sanitarias y de seguridad que establecen las autoridades.

Ubicación

Siempre se aconseja que esté próximo a los servicios básicos y de los más interesantes atractivos desde el punto de vista turístico. Siempre de esta forma no se va a perder el tiempo en los traslados y así también se reduce el riesgo de perdernos en un momento dado.

No hay que olvidar que también es bastante importante saber si el barrio en el que se encuentra tiene seguridad y si hay multitud de ruidos durante el día o la noche.

Habitación

Existe la posibilidad de que en el hotel de los espacios comunes sean buenos, pero que las habitaciones no terminen de convencerlos. Por este motivo debemos asegurarnos con fotografías detalladas y claras de las habitaciones, conocer las medidas exactas, las condiciones del baño, así como la orientación de las ventanas y saber si tiene aire acondicionado o sistema de calefacción.

Cotizar

Aunque veamos que la primera o segunda opción pueda parecer la ideal, no te decidas de primeras, compara los precios y la calidad de otra clase alojamientos.

En este sentido, hay muchas alternativas que pueden ser diferentes y darnos incluso con más servicio por precios mejores.

Es importante saber que en la red podemos encontrar sitios web que se dedican a la publicación de la opinión y experiencias de los viajeros, por lo que siempre es recomendable leer las opiniones y comentarios. Hay casos en que pueden ser resumidos, pero la información que dejen sea útil y veraz.

El hotel que elijamos es importante para lograr el objetivo que tengamos  para nuestro viaje. Está claro que todos tenemos nuestra propia idea de viaje, unos para relax, otros para ver cultura. Aquí hay que pensar muy bien qué es lo que queremos y elegir en conciencia.

Otro aspecto importante es tener en cuenta que las estrellas de los hoteles y sus categorías en todos los países no son iguales. Existen países donde las estrellas suelen ser algo excesivas y a lo mejor puedes haber reservado un hotel de 4 estrellas en Serbia y que a la hora de la verdad sea el equivalente de un hotel tres estrellas o de dos.

Ahora solo queda que te hayas leído con atención nuestros consejos y los apliques en tu próximo hotel que reserves para las vacaciones.  Si además crees que puede ser de utilidad para otros familiares o amigos, pues mejor que mejor.

Desde aquí te deseamos la mayor de las suertes en la elección del hotel y en cuanto al desayuno, tampoco te obsesiones puesto que a veces merece la pena no tenerlo, para poder disfrutar de los desayunos que haya en la ciudad o pueblo que visites.  ¡Suerte en tu elección!

Un buen servicio de cátering puede reforzar nuestra imagen como entidad

La organización de eventos es una de las necesidades más grandes que tienen las entidades en los tiempos que corren. Cualquier empresa u organización tiene la necesidad de organizar algún evento antes o después puesto que es inevitable que tenga que hacer de anfitriona de grandes reuniones, jornadas de puertas abiertas, etcétera. La verdad es que hay que tener en cuenta este tipo de cuestiones si queremos sorprender a nuestros visitantes cuando vayamos a organizar un evento de las características que hemos comentado. No cabe la menor duda de que podemos apuntarnos un tanto en este sentido.

Una de las mejores maneras de quedar bien ante nuestros visitantes es organizar un cátering que nos sirva para demostrar de primera mano la importancia que le damos a la gente que nos visita. No cabe la menor duda de que esa es una de las mejores maneras de demostrar que somos una empresa que valora los pequeños detalles y que, en efecto, nos interesa llevarnos bien con las empresas que tenemos a nuestro alrededor. La verdad es que los visitantes que son recibidos de esta manera suelen quedarse con una muy buena imagen de nuestra compañía. 

Desde luego, el cátering es un elemento con el que no se puede fallar. Pero, ¿qué hay que saber a la hora de contratar un buen cátering? Esa es precisamente la pregunta con la que titula un artículo la página web de la revista Hola. La principal recomendación es la de valorar, de manera conjunta, el espacio que se nos propone y la comida asociada a él. Es la mejor manera de hacernos una idea sobre cómo puede funcionar la organización de un cátering para todas aquellas personas que vayan a mantener una visita por nuestras instalaciones.

El apartado de cátering en la página web Wikipedia informaba de todas las cuestiones que están relacionadas con esta materia:

  • En primera instancia, deben tomarse encuenta las necesidades específicas de las personas que van a formar parte del cátering.
  • El aperitivo es otra de las grandes cuestiones relacionadas con esto. La mayoría de proveedores creen que es adecuado cuatro variedades de canapés una hora antes de la comida.
  • Hay que tener en cuenta los servicios de alquiler, que pueden incluir mesas, sillas, pista de baile…
  • Personal de servicio: es elemental para que nada falle en lo que tiene que ver con el servicio del producto.

El cátering es uno de los elementos más utilizados a día de hoy en el mundo empresarial cuando se reúnen personas que pertenecen a diferentes empresas o que forman parte de delegaciones distintas de la misma empresa. Ha crecido mucho el uso de este tipo de servicios en función de lo que nos han comentado los profesionales de La Frolita, catering Madrid, una entidad dedicada precisamente a proveer este tipo de servicios y que ya es una habitual en eventos de este estilo, sobre todo en diferentes zonas como la Comunidad de Madrid.

Prácticamente todo el mundo queda satisfecho con los resultados

Los resultados que están asociados a est tipo de servicios suelen ser bastante satisfactorios para todas las entidades que los contratan. Por eso precisamente está creciendo de una manera bastante importante el número de empresas que confían en estos servicios para recibir a miembros de otras entidades y demostrarles que nos importa que se sientan como en casa. Eso dice mucho de nosotros y nos puede servir para ganarnos la confianza de una serie bastante importante de personas y entidades. Y es que no es para menos.

Estamos en un momento en el que la imagen también vende. Y esta es una de las mejores acciones que podemos hacer para cultivar esa imagen y para convertirla en algo que sea atractivo para el resto de personas y entidades que, de una o de otra manera, puedan tener un contacto con nosotros. No cabe la menor duda de que esto funciona y que en la mayoría de los casos, un servicio de cátering nos permite obtener esos resultados que estamos esperando con tanta vehemencia. Y es que resulta evidente que todo lo que sea quedar bien con otros refuerza nuestra imagen y nuestro mensaje.

La verdad es que es bastante necesario cuidar de nuestra imagen en una sociedad como en la que estamos viviendo. Es algo que todo asesor o asesora de márketing debería saber. Por eso es realmente importante que los servicios de cátering que contratemos tengan una reputación intachable y que nos proporcionen todo lo necesario para hacer de un evento organizado por nosotros un verdadero éxito.   Son muchas las entidades que han apostado fuerte por ello y que ahora están recogiendo los resultados de actuaciones como esta.