Roberto Suárez

Roberto Suárez - Actualízate

¿Cómo limpiar un graffiti de forma casera?

El graffiti, cuando es más vandalismo que arte urbano, suele ser una gran molestia para los propietarios de viviendas o negocios que encuentran sus fachadas dañadas por estos actos. Si este es tu caso, sigue leyendo, que en este artículo este explicaremos como deshacerte de ellos de forma casera.

El graffiti, cuando es más vandalismo que arte urbano, suele ser una gran molestia para los propietarios de viviendas o negocios que encuentran sus fachadas dañadas por estos actos. Si este es tu caso, sigue leyendo, que en este artículo este explicaremos como deshacerte de ellos de forma casera.

Limpiar un graffiti suele presentar su cierto grado de dificultad debido a los diferentes tipos de pintura que se utilizan para hacerlos, como lo son el aerosol o spray, lo cuales  penetran en los poros de las superficies y profundizan de tal forma que resulta realmente complicado quitar las manchas de la pared. Esta incrustación, que técnicamente se conoce como «sombra», puede llegar a ser incluso de un centímetro de profundidad.

Así, por puro desconocimiento, muchas veces se recurre a limpiar los grafitis con productos inadecuados que, en la mayor parte de los casos, consiguen el efecto contrario: que la pintura del grafiti penetre más en el soporte, haciendo que resulte ya aún más imposible o excesivamente costosa su limpieza total. En otros casos se recurre a técnicas como el lavado a presión, pero esto lo que logra es que levantemos la pintura original o que la propia fachada o ladrillo pierda algo de su color original, empeorando el problema.

El objetivo que hay que conseguir, cuando vayamos a quitar grafitis y limpiar paredes pintadas, no es solo eliminar la pintura de la pared, sino también hacerlo sin dañar la superficie. Gades Limp, servicios de limpieza, nos explican como lograrlo.

¿Cómo eliminar un graffiti de cualquier superficie?

El ladrillo, el mármol, el hormigón, el aluminio de las señales de tráfico o la madera son solo algunos de los materiales en los cuales podemos encontrar grafiti y pintadas, y habrá que utilizar uno u otro producto dependiendo del tipo de superficie que queramos recuperar.

Asimismo, hay varios tipos de grafitis, hay algunos que son sencillos de eliminar y requieren poco esfuerzo, mientras que otros presentan un reto más difícil y requieren un cierto esfuerzo.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que dependiendo de estos factores se necesitarán determinados productos especiales para el fin, los cuales deberán aplicarse varias veces hasta lograr eliminar la mancha por completo.

¿Cuánto tiempo se tarda en eliminar el grafiti?

El principal error que cometen la mayoría de las personas es cansarse demasiado rápido de intentar eliminar el grafiti. El tiempo que se tarda en eliminar un grafiti depende principalmente del tipo de superficie en el que se encuentre, otro factor a tener en cuenta es el tiempo que tenga el grafiti,es decir, no es lo mismo eliminar un grafiti que se hizo ayer, que uno que lleva hecho un año.

Por ejemplo, si el grafiti ha sido realizado en un letrero nuevo y moderno, tiende a desaparecer muy rápidamente, incluso puede desaparecer utilizando agua y jabón únicamente.

En cambio, si la superficie es más antigua o rugosa, puede resultar mucho más difícil eliminar la pintura, contando que la pintura pudo haberse metido dentro de las grietas y poros de la superficie.

¿Qué herramientas son las mejores para eliminar un grafiti?

Estos son los mejores productos para eliminar los grafitis:

  • Cepillo de alambre o de lana de acero

Invertir en un cepillo de alambre o de lana de acero te ayudará a eliminar los grafitis de las superficies.

  • Dispositivos de lavado con chorro

La potencia de lavado de este tipo de dispositivos son capaces de eliminar un graffiti hasta tal punto que solo quede una pequeña marca borrosa en la pared.

El único inconveniente de este dispositivo es que no es capaz de eliminar los grafitis de superficies que no sean paredes.

  • Decapantes o productos químicos

En muchas ocasiones se opta por  usar lejía para eliminar la pintura, pero en muchas ocasiones esto no es suficiente.

Por ejemplo, en el caso de superficies de ladrillo es conveniente usar en primer lugar un buen decapante y en segundo lugar limpiar con un poco de grasa y un cepillo de alambre.

Si el grafiti es pequeño y reciente, basta con aplicar un poco de decapante y dejarlo actuar durante unos minutos, para después limpiarlo con cepillo de lana de acero. Mientras que cuando se trata de madera o cercas, la pintura es la mejor opción.

Lo importante es adquirir un buen producto y de alta calidad que funcione en todo tipo de barnices, pegamentos, lacas, pinturas acrílicas, celulósicas, de colorocaucho y revestimientos en general sobre superficies no porosas.

¿Cómo quitar el graffiti de una superficie?

  • Si se trata de una superficie porosa:
  1. Debes utilizar un equipo de protección adecuado: Para eliminar un graffiti es necesario que te pongas guantes, mascarilla y gafas de seguridad para proteger tus ojos y la boca.
  2. Es recomendable probar el decapante antes de aplicarlo. Antes de utilizar el decapante  en toda la superficie, lo ideal es probarlo en una sección pequeña, pues de esta forma te podrás asegurar de que limpiador utilizado sea el adecuado para el tipo de superficie y no deje manchas en la pared.
  3. Deja el producto actuar durante unos minutos. Una vez aplicado el decapante, no debes eliminarlo al instante, déjalo actuar durante unos minutos para que pueda descomponer la pintura.
  4. Usa un cepillo. Frota varias veces la superficie con uno de los cepillos de alambre o de lana de acero, hasta que veas que la superficie ha quedado lo suficientemente limpia. De hecho, esta es una buena manera de eliminar un graffiti rápidamente.
  5. Utiliza un dispositivo o una manguera para lavar con agua a presión. En primer lugar debes asegurarte de llevar todo el equipo de seguridad necesario que te detallamos en el primer punto, y solo entonces usa el chorro de caliente para eliminar los restos de grafiti. Eso sí, tienes que tomar en cuenta que este dispositivo obra grandes milagros solo si se trata de superficies en el exterior y sobre todo si se trata de quitar el graffiti de una pared.

Por último recuerda que, es importante que sepas que como ya hemos comentado anteriormente, cuanto menos tiempo lleve hecho el grafiti más fácil es eliminar la pintura. Por ello, si tienes un grafiti en tu casa o comercio, apresúrate a quitarlo.

  • Si es una pared de ladrillo:

En este caso debes hacerte con productos específicos para eliminar esta pintura, como un spray quitagrafitis, que puedes utilizar en multitud de superficies: ladrillo, piedra, mármol, madera, metal, etc.

Otra opción más casera puede ser la disolución de amoniaco y agua, la cual debes aplicar frotando con un estropajo de lija.

Si la mezcla anterior no resulta efectiva, puedes añadir vinagre y jabón. Solo recuerda hacer siempre una prueba previa en una zona poco visible, para asegurar que el producto de limpieza aplicado no daña la superficie y/o empeora el problema, y por último, pero no menos importante, usar mascarilla y guantes para evitar inhalación de vapores tóxicos.

En caso de que ninguna de estas opciones consiga eliminar la pintada, o el soporte queda dañado, tendremos que recurrir a la opción de pintar directamente sobre la superficie del grafiti. Para esto, primero debes aplicar una pintura antimanchas, de forma que cubra y selle correctamente la mancha y que la pintura del grafiti no vuelva a salir a la superficie. Este tipo de pinturas puede repintarse encima con el producto de acabado final y están disponibles incluso en formato aerosol.

  • Si es un cristal:

En estos caso se recomienda aplicar un disolvente universal. Se empapa el grafiti con el disolvente,  se deja actuar de 15 minutos a 24 horas, según la antigüedad de la mancha, y se elimina la pintura con un rascavidrios o espátula.

Al igual que en los otros casos, este trabajo se debe realizar con gafas protectoras, guantes y mascarilla.

También es importante que antes de aplicar el producto doméstico, debes asegurarse de que el cristal no está dañado por el ácido o por rayaduras, ya que más bien podríamos empeorar el problema.

Si el material utilizado contiene ácido fluorhídrico, el cristal se habrá deteriorado y la limpieza no será suficiente. En esos casos, para recuperar su brillo y transparencia se deberá realizar un pulido de la superficie, lo cual si no deberías hacer solo en casa, sino más bien dejarlo en manos de profesionales.

Por último, después de quitar el grafiti, es recomendable aplicar una lámina protectora que se coloca sobre el cristal para impedir que la pintura o el ácido llegue a él. Así, en caso de sufrir un nuevo acto vandálico, bastará con eliminar la pintura de la lámina o sustituirla si el daño es considerable.

No obstante, también está la opción de eliminar la mancha utilizando un espray decapanteEste no daña el medioambiente y sirve para prácticamente todo tipo de pinturas. Este espray se puede aplicar sobre casi todo tipo de superficies, directamente sobre el grafiti, se deja actuar de 10 a 15 minutos y hasta 24 horas en pinturas viejas; y finalmente, lo eliminamos con una espátula.